El fin de los tiempos - La gran tribulación
0
177

El fin de los tiempos – La gran tribulación

Hoy cerramos con la serie de escatología que se llama el final de los tiempos.  Hemos estado hablando de los acontecimientos por ocurrir al final de los tiempos, ya hemos hablado de las 70 semanas de Daniel, el arrebatamiento y el reino milenial, las señales antes del fin de los tiempos y hoy cerramos con la gran tribulación. Por lo que le invitamos a ver nuestra serie completa para que pueda tener una mejor comprensión del mensaje final que tenemos para usted el día de hoy, gracias por leernos, que Dios le bendiga. 

Vamos a hacer mención de la guerra que hay actualmente en Israel para poder tener una comparación con el final de los tiempos. Aclaro que como iglesia no vamos a tomar una posición de ninguna de las partes, ya que en las guerras solo encontramos muerte, destrucción e intenciones ocultas de poder. Entonces, solamente tomaremos esta referencia de Israel para ilustrar cómo esta nación funge como el reloj de Dios en su palabra y estudiaremos los acontecimientos a ocurrir.

Para entrar en contexto, recordemos que en Israel está aconteciendo una guerra contra una organización que abiertamente existe para la destrucción de Israel, esta se denomina Hamás. Políticamente, esta organización está localizada en Gaza, donde sus habitantes llevan en sus espaldas consecuencias de las acciones violentas de esta organización, los apoyen o no. Además, cabe recalcar que Hamás está financiada por la nación de Irán, antiguamente conocida como Persia. 

Vamos a empezar con el libro de Ezequiel 38, este pasaje nos habla de la guerra de Gog y Magog:

Ezequiel 38: 01-06 dice: “Vino a mí palabra de Jehová, diciendo: 2Hijo de hombre, pon tu rostro contra Gog en tierra de Magog, príncipe soberano de Mesec y Tubal, y profetiza contra él, y di: Así ha dicho Jehová el Señor: He aquí, yo estoy contra ti, oh Gog, príncipe soberano de Mesec y Tubal. Y te quebrantaré, y pondré garfios en tus quijadas, y te sacaré a ti y a todo tu ejército, caballos y jinetes, de todo en todo equipados, gran multitud con paveses y escudos, teniendo todos ellos espadas; Persia, Cus y Fut con ellos; todos ellos con escudo y yelmo; Gomer, y todas sus tropas; la casa de Togarma, de los confines del norte, y todas sus tropas; muchos pueblos contigo.”

Cada una de estas naciones han cambiado en comparación geográfica a lo que tenemos hoy. El historiador Josefo y otros ayudan con sus estudios a ubicar y poner nombre a las naciones descritas en el texto: 

  1. Magog – Rusia 
  2. Mesec – Moscú 
  3. Tubal – Tubosk en Rusia
  4. Persia – Irán 
  5. Cus – Etiopia (Mostly Suni Muslam)
  6. Sudán – (Mostly Suni Muslam) 
  7. Put – Libia (Mostly Suni Muslam)
  8. Gomer – (Europe)
  9. Bet – Togarma (Turquia, Armenia, Georgia)

¿Qué está pasando hoy y a que puede compararse?

En este momento se está estableciendo una nueva confederación de naciones que se llama BRICS – que la conforman los países de Brazil, Rusia, India, China y África del Sur. A partir de este año nuevas naciones se incorporarán al BRICS, entre ellas Irán, y se estima que la mayoría de estas naciones que estamos estudiando estarían tratando de incorporarse. 

Es importante como cristianos saber y conocer lo que está pasando a nuestro alrededor y prestar atención a situaciones como esta alianza que se está formando y si tiene cierta similitud entre lo que está pasando a nivel global y lo que las Escrituras enseñan. 

En Ezequiel 38:13 se menciona las naciones que cuestionaban el inminente ataque hacia Israel, como lo son Saba y Dedan que sería hoy Arabia Saudita y la nación de Tarsis. Acerca de Tarsis, el historiador Heródoto dice que estaba ubicada en los Pilares de Hércules en el Estrecho de Gibraltar lo que hoy conocemos como El Reino Unido o Inglaterra.

Además es curioso observar como en la profecía no se mencionan otras naciones que aparece continuamente en la Biblia como Jordania y Egipto. Teólogos piensan que quizás es porque tomarían una posición neutral. Actualmente, estos países tienen tratados de paz actualmente con Israel. Otro ejemplo se puede encontrar en Isaías 17:01 y 04. El texto indica que Siria va a estar en destrucción (situación similar a lo que acontece hoy).

Entonces, la profecía muestra como todas las naciones que están alrededor de Israel son las que pusieron algun grado de oposición a la destrucción de Israel, pero después van pasan a ser naciones permisivas. Por ende, se cumple lo que hemos venido leyendo en Lucas, que van a venir estas naciones a atacar a Israel y no va a tener forma de defenderse ante esas mega potencias armamentistas. La única forma en que no sea destruida completamente es que el Dios omnipotente intervenga.

Reiterando, inicialmente pareciera que algunas naciones se pondrían a favor de Israel, creemos que esos son los inicios de la Gran Tribulación. La figura del anticristo vendrá a establecer paz en Israel en medio de la guerra. Israel es uno de los ejércitos más fuertes a nivel mundial, pero es incomparablemente pequeño ante esta aglomeración de enemigos, por lo que tendrán que recurrir a alguien que establezca paz. Este falso mesías va a establecer un pacto de paz en Israel, será aclamado como líder y restablecerá la adoración en esta nación. Volverán las ofrendas quemadas para Jehová como se hacía en el Antiguo Testamento. Sin embargo, a los 3 años y medio de su gobierno sobre el pueblo de Israel empezará la abominación, en otras palabras un tiempo de idolatría, blasfemia, tiranía, guerra y la opresión. 

La Biblia indica que vendrá una destrucción masiva. Los avances termológicos en términos de guerra parecen sustentar esta capacidad inpensadas un siglo atrás. Rusia, uno de los países descritos en el texto de Ezequiel, es uno de los dos países con más cabezas nucleares, y si quisiera podría destruir a Israel en un instante. Esta profecía fue registrada en Zacarías 14:12, escrito hace 2500 años,  cuando en ese tiempo las armas de destrucción masiva parecían algo completamente irracional. Y esta será la plaga con que herirá Jehová a todos los pueblos que pelearon contra Jerusalén: la carne de ellos se corromperá estando ellos sobre sus pies, y se consumirán en las cuencas sus ojos, y la lengua se les deshará en su boca”. 

Apocalipsis 17 también muestra algunas características sobre cómo será esta guerra.  El texto indica que se formará un ejército de 200 millones de personas que vendrá a atacar Israel desde el este. Hace aproximadamente 2000 años que se escribió ese libro parecía algo imposible, pensando en la cantidad de personas que habitaban en la Tierra en esa época. Sin embargo, hoy, China, India, Pakistan e Indonesia están entre las 10 naciones más pobladas del mundo, todas ubicadas exactamente al este de Israel y entre ellas podrían perfectamente establecer un ejército de 200 millones de personas.

La Semana 70: La Gran Tribulación

El libro de Daniel y Apocalipsis mencionan este periodo llamado la Gran Tribulación, compuesto por 3 años y medio de paz a través del gobierno del anticristo, y otros 3 años y medio de guerra. Las Escrituras mencionan algunos factores que vamos a estudiar. 

Primero, se habla acerca de que vendrán engañadores. Esto quiere decir que habrá personas que traigan un Evangelio falso. En nombre de Jesús van a decir que son cristianos y no lo son. Sí hoy empezamos a hacer memoria de lo que está pasando con la fe cristiana cada vez pareciera que los cristianos son menos reales, contentos con su posición pecaminosa sin ningún tipo de temor a Dios. Hoy muchos que se llaman creyentes ven brujería, leen el horóscopo, juegan lotería, fornican y parece que no se preocupan por cambiar. 

Otra característica es de este tiempo es que habrá persecución. La iglesia siempre ha sido perseguida. Se calcula que desde que Cristo vino a hoy, 70 millones de personas cristianas han sido martirizadas solamente por su condición de ser cristianos. Hoy en día en África hay movimientos musulmanes radicales que arrasan pueblos enteros solo por el hecho de ser cristianos. Hay un plan oscuro acerca de mantener al mundo ciego ante temas como estos.

Otro factor que describe este periodo es que esto serán principios de dolores. Esto marca el inicio de mucha adversidad como pestes, muchos querrán morir, guerras, desastres naturales y esto va a ir cada vez más en aumento al igual que una mujer que está por engendrar. ¡El plan de Dios se va a cumplir!

Apocalipsis muestra además algunas señales como lo son los sellos, las trompetas, y las copas. Cada sello abre puertas a desastres, a pestes, a muerte. El último sello incluye siete trompetas. Al igual que los sellos, cada trompeta anuncia un peor estado que el anterior y en la última trompeta involucra 7 copas. De la misma forma, cada copa es significativamente más destructiva que la anterior y llevan la maldad o progresiones nunca antes vistas.

 ¿Y qué va a pasar en la gran tribulación? 

En primer lugar debemos comprender que el omnipotente Dios, manifestado en la obra del Espíritu Santo, restringe el alcance que satanás puede tener en el mundo. Él es el que nos restringe de pecado y restringe al enemigo de poder hacer lo que quiera. Sin embargo, en la Gran Tribulación el Espíritu Santo se va a hacer a un lado y el enemigo va a entrar con todo su arsenal.

Las Escrituras registran a cuatro demonios que se ha mantenido ocultos en el abismo (por misericordia de Dios) debido al poder que esos demonios tienen. Estos seres van a ser sueltos en la tierra y van a empezar a actuar con pestes, destrucción, muerte, odio, asesinato y terror. El poder de nuestro Dios, está muy por encima de lo creado y eso incluye a estos seres, sin embargo Dios utiliza la maldad de estos seres para traer juicio sobre la Tierra. Lo hermoso de ser creyente es que sabemos que seguimos a un Dios de amor que a su vez es un Dios justo, y traerá justicia. Cada pecado, cada violación, cada aborto, cada muerte ha derramado la sangre de inocentes, ahora estos inocentes gimen para que haga justicia y el Juez justo la hará.

Entonces, el panorama que nos espera es tener al mismo tiempo el juicio de Dios sobre la tierra y al enemigo con los demonios produciendo guerras naturales y espirituales. Esta es la tormenta perfecta, todo al mismo tiempo. Recordemos que ¡nosotros ya no vamos a estar en ese tiempo, vamos a estar celebrando en el Señor!

En medio de ese tiempo difícil la misericordia de Dios también estará. El Evangelio será predicado, mientras que la ira de Dios caerá sobre los injustos. La Tierra y el pueblo de Israel estará pagando por no volverse al Señor y rechazar al Mesías. Habrá 144.000 judíos nacidos de nuevo predicándole al pueblo de Dios, y Apocalipsis 11;07 y 11:11 describe a 2 hombres a los cuales se les da a autoridad y poder para hacer milagros. Ellos expondrán el Evangelio en todos lugares y lo harán con poder y autoridad. Pero, el texto describe como la serpiente (el enemigo) los va a asesinar, mas el poder de Dios se va a manifestar en ellos y se van a levantar dentro de los muertos 3 días y medio después. El espíritu de Dios les va dar vida para seguir predicando en poder y autoridad

Otro acontecimiento será que un ángel estará predicando por el mundo. Apocalipsis 14:06 señala que habrá ángeles volando del cielo, anunciando las Buenas Nuevas. El resultado de esto es que habrá un gran avivamiento. MacArthur indica que será el avivamiento más grande de todos los tiempos y mucha gente se volverá al Señor, recibiendo a Cristo, mostrando arrepentimiento pero tendrán que enfrentar la Gran Tribulación. Finalmente, habrá algunos que desecharán la fe. La mayoría morirá martirizados, perseguidos y pasados por fuego. 

El poder de Dios continuará manifestándose en medio de todo esto, para finalmente ganar esa batalla donde Israel no tenía oportunidad. Lucas 21: 20-22 dice “Pero cuando viereis a Jerusalén rodeada de ejércitos, sabed entonces que su destrucción ha llegado. Entonces los que estén en Judea, huyan a los montes; y los que en medio de ella, váyanse; y los que estén en los campos, no entren en ella. Porque estos son días de retribución, para que se cumplan todas las cosas que están escritas” Todo se tiene que cumplir en medio de ese momento. 

Como parte de las profecías del final de los tiempos, se habla de un Israel complementa sitiada. Este ha sido uno de los hitos que ha marcado la historia de Israel. En el año 70 d.C. Jerusalén fue rodeado por Roma, para finalmente ser destruida desde la simiente del templo. Pero, aún en ese momento había profesías que faltaban por cumplir descritas en Isaías 34,35,65; Zacarías 12,14; Daniel 12; Oseas 09 y Miqueas 05

En el siglo 16, durante las cruzadas, Israel fue sitiada por los cristianos para apropiarse de Jerusalén. Unos siglos más adelante, con el establecimiento de la nación sucede la llamada guerra de los 6 días, donde combate Israel contra las naciones musulmanas de la región. Cuando Israel se estableció, se creó una confederación de naciones musulmanas que quieren acabar con Israel y volver a formar un territorio musulmán. Increiblemente, en seis días de forma milagrosa un Israel recién constituido y sin un ejército claramente establecido derrota a sus enemigos. Ellos dijeron que solo Jehová les pudo haber dado la victoria. 

Una vez más Israel hoy está rodeado de enemigos. Mateo 24:15 -21. “Por tanto, cuando veáis en el lugar santo la abominación desoladora de que habló el profeta Daniel (el que lee, entienda), entonces los que estén en Judea, huyan a los montes. El que esté en la azotea, no descienda para tomar algo de su casa; y el que esté en el campo, no vuelva atrás para tomar su capa. Mas ¡ay de las que estén encintas, y de las que críen en aquellos días! Orad, pues, que vuestra huida no sea en invierno ni en día de reposo; porque habrá entonces gran tribulación, cual no la ha habido desde el principio del mundo hasta ahora, ni la habrá.”

Entonces, la gran tribulación no tiene comparación con nada que haya sucedido en el mundo hasta hoy. El texto menciona una abominación desoladora, donde desolación quiere decir destrucción. Mientras que abominación quiere decir una profanación producto de la idolatría y del pecado sexual e inmoralidad. Tienen que darse la desolación y la abominación desaladora para que sea realmente el final de los tiempos. 

Daniel 9:27 dice: “Y por otra semana confirmará el pacto con muchos; a la mitad de la semana hará cesar el sacrificio y la ofrenda. Después con la muchedumbre de las abominaciones vendrá el desolador, hasta que venga la consumación, y lo que está determinado se derrame sobre el desolador.”

Al leer Daniel encontramos que el anticristo va a poner un ídolo de sí mismo y le va a exigir a todas las personas darle adoración en el templo. Y se sentará en el lugar Santísimo y pedirá adoración y todo aquel que no le adore va a ser perseguido y muerto. No habrá otro ejército que no sea este gobernado por el diablo, un ejército mundial.

Existe una antesala histórica de esta profecía y fue lo sucedido por Antioco Epifanes durante la dinastía seleucita-Siria. En el año 67 a.C., este gobernante de la dinastía de origen griego empieza ha conquistar pueblos en dirección oeste y pasando por Jerusalén. Mas, él mantenía un tratado de paz con Jerusalén e incluso prometió defenderlos, era visto como su protector y tenían una buena relación. Pero, en aras de conquistar Egipto que había sido conquistado por Roma, se encuentran frente al ejército romano y es enviado en retirada. En su orgullo, impotencia y enojo regresa a Jerusalén y se desquita con la nación de Israel. Antioco Epífanes ingresa al lugar Santísimo y profana el templo matando un cerdo (coniderado inmundo) en el lugar donde se hacía sacrificio, esparciendo la sangre del animal en medio de todo y obligando a los sacerdotes y levitas a comer cerdo en la casa de Jehová. Esto da inicio a la conocida revolución macabea, que da origen al texto apócrifo. Hoy en día, el Hannuka se celebra para recordar este acontecimiento histórico. 

Finalmente, Zacarías 13:8-9 dice: “Y acontecerá en toda la tierra, dice Jehová, que las dos terceras partes serán cortadas en ella, y se perderán; mas la tercera quedará en ella. Y meteré en el fuego a la tercera parte, y los fundiré como se funde la plata, y los probaré como se prueba el oro. Él invocará mi nombre, y yo le oiré, y diré: Pueblo mío; y él dirá: Jehová es mi Dios.”.

Algunos pocos permanecerán porque Dios en misericordia protegerá este remanente. También, habrá 144.000 que se volverán a Cristo, de los cuales probablemente todos vayan a morir martirizados.

Jesús muchas veces termina sus enseñanzas diciendo el que tiene oídos que oiga. Esta era su manera de que la gente que lo estaba escuchando comunicarse oralmente meditara en lo que se estaba diciendo. Sin embargo, cuando nos vamos a Mateo 24 o Marcos 13 encontramos una frase similar pero distinta, el que lea entienda. El Señor sabía que a través de los años esta palabra iba a llegarnos de forma escrita y no oral. ¿Qué tenemos que leer y entender acerca de lo que va a pasar y sobre el cumplimiento del plan de Dios? 

Es tiempo de volvernos al señor Jesucristo, hoy es el día para pedirle al Señor que nos guarde como ese remanente santo. De lo contrario, vamos a enfrentar el inminente juicio de la ira de Dios derramada sobre la Tierra. 

Hay una inminente venida del Señor que está profetizada, hay una llamada de Dios para que nos volvamos a Él. Los verdaderos cristianos se van a ir en el arrebatamiento, mientras que los otros se van a quedar. La Biblia dice que quién sea amigo del mundo se constituye enemigo de Dios. Sólo el que verdaderamente fue transformado, el que tiene desprecio total por el pecado, el que hoy dice Señor, quiero ser más como tú, el que le ama el que tiene un compromiso con Él ese será llevado, el otro no. El tiempo de Dios se cierra, la puerta cada vez más angosta y debemos preguntarnos: ¿es verdaderamente Jesús nuestro señor?, ¿vivimos por él y para él?, ¿es él nuestra razón de ser y tu motivación?, ¿es nuestra razón para levantarnos todos los días? Él es todo o es nada.

Hoy es el día para entregarle tu corazón y reconciliarte con el Padre, no lo dejes para después. No sabemos si habrá un después. 

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
¿Necesitás contactarte con nosotros?
Hola 👋
¿Cómo podemos ayudarte?