Devocional: Saliendo de la comodidad – Día #1

Escrito por:

Dejándolo todo atrás

Plan Devocional Día 1 de 5

“Pasando Jesús de allí, vio a un hombre llamado Mateo, que estaba sentado al banco de los tributos públicos, y le dijo: Sígueme. Y se levantó y le siguió.”

Mateo 9:9

Uno de los doce discípulos de Jesús fue Mateo, quien antes de convertirse en seguidor del Señor, se dedicaba a la recaudación de impuestos. Para el pueblo judío, el oficio de Mateo era despreciable, pues a menudo estas personas a quienes también se les conocía como publicanos, cobraban un impuesto superior al establecido, los consideraban como “traidores” por estar al servicio de Roma y frecuentemente se referían a ellos como “pecadores”.

Un día, estando Mateo en el banco de tributos, Jesús lo vio, lo llamó y le dijo: “sígueme”; e inmediatamente este hombre se levantó y lo siguió. ¿Qué estaba dejando atrás Mateo que consideró como una perdida por seguir al Señor? Dejó todo lo que consideraba importante hasta ese momento: dinero, una vida quizás llena de comodidades o algún tipo de “lujo” pero que no le traía paz. Seguir a Jesús tenía un precio, debía dejar la comodidad de una posición económica a cambio de tener una vida completa en el Señor.

Cuando Jesús nos llama a seguirlo y dejarlo todo, Él nos está pidiendo algo más que “buenas intenciones”. Sin embargo, no es sino hasta que el Espíritu Santo nos revela y nos muestra que tan grande fue el precio que el Señor pagó por ti y por mí en la cruz que podemos tener la certeza de que ningún lujo, persona, pasatiempo, trabajo o lugar vale más la pena que estar cerca del corazón de nuestro Señor y tener una relación personal con Él.

El año pasado después de trabajar 20 años me quedé sin empleo (el trabajo fue un ídolo en mi vida antes de conocer a Jesús). Tuve una oportunidad laboral donde me iban a contratar después de varios meses de buscar empleo, pero después de orar y pedir consejo – “en la multitud de consejos hay sabiduría” Prov.11.14 – lo rechacé. Aceptarlo hubiese implicado dejar parte del servicio que el Señor me ha pedido y también dedicar menos tiempo a mi familia. El lunes 04 de enero del 2021, Dios me bendijo con un nuevo trabajo que no andaba buscando con las condiciones para seguir sirviéndole y permanecer cerca de mis seres queridos. ¿Estás dispuesto a dejar toda comodidad por seguir a Jesús? Recuerda, Él dio TODO para darte vida, aún sin merecerlo.

Oremos:

Padre en el nombre de Jesús hoy queremos agradecerte por un día salir a buscarnos a pesar de quienes éramos; gracias por darnos un corazón nuevo y transformarnos continuamente. Recuérdanos siempre a través de tu Espíritu Santo el inmenso valor de tu obra redentora en la cruz, la prueba más grande de amor verdadero que puede existir, donde nos perdonaste, justificaste y reconciliaste con el Padre, para que así podamos entender que nada es más importante que permanecer en Ti, y dejar atrás todo aquello que ocupe un lugar que solamente te corresponde a Ti Señor. Amén.

Alejandra Rodríguez

Comentarios

  1. Que bueno ❣️

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
¿Necesitás contactarte con nosotros?
Hola 👋
¿Cómo podemos ayudarte?